Invítelos y sea paciente

coaches_jeffTunnellPor Jeff Tunnell

En nuestro primer punto de multiplicación celular nos dimos cuenta que había 25 % más gente en las células que en las celebraciones dominicales. Tener más gente en las células que en las celebraciones fue un objetivo para penetrar nuestra área con las buenas nuevas de Jesús y proporcionar un lugar para que las personas y las familias puedan descubrir su cuerpo sin asistir a un servicio tradicional de la iglesia el fin de semana. Estaba trabajando y vimos esto como una señal, la oportunidad de invitar a los asistentes a estas células para compartir juntos con otros grupos celulares.

Muchos miembros de la célula no aceptaron nuestra invitación a la reunión más grande por más de 6 meses. Teníamos que ser pacientes porque muchos de ellos fueron heridos previamente por una iglesia (o eso pensaban), vimos la religión organizada como una amenaza, o no querían entrar en un edificio en el que todavía no tenían una relación. Cuando intentaron probar los servicios de celebración, era fácil caminar con su familia celular y encontrar la aceptación inmediata como parte de todo el sistema celular.

Durante este período conocimos cristianos en nuestra ciudad y le pregunte: “¿Asiste a una iglesia?” Ellos nombraron la iglesia que yo pastoreaba, sin embargo, nunca me habían conocido, ni siquiera sabían quién era yo. ¿Impactante? ¡Sí! ¿Una delicia? De hecho (después lo pensé y calmé mi ego). Ellos estaban creciendo en su fe, formando parte de nuestra pista de entrenamiento y siendo pastoreados por un líder celular comprometido. El pastor no era el centro de atención para estas personas, Jesús y su pueblo lo eran. El equipo pastoral continúa con su labor de equipar a los santos para que hagan la obra del ministerio.

Nota: Durante este tiempo, si todos los grupos celulares llegaran a la vez, nuestro edificio no podría acomodarles a todos, un problema maravilloso a encontrar. Quiero animarte a llenar las células con la comunidad que da vida, equipamiento, evangelismo y producirán fruto por sí mismos. Después la célula puede llevar su vida a la celebración con un propósito.

El crecimiento toma tiempo, sea paciente.