Por Freddy Noble, www.iglesiabautistanyc.org

Cuando comenzamos nuestro ministerio celular, hace algunos años, empecé a recomendar la idea (y todavía lo hago) a mis amigos y colegas. Conversando con uno de ellos le hablé de la manera como habíamos sido bendecidos en nuestra iglesia y le dije que sería buena idea que él se involucrara en esta visión.

Me miro y me dijo “lo hemos intentado, pero no ha funcionado”. Incluso me comentó que habían llevado a la iglesia algunos líderes que trabajaban con células para recibir instrucciones y aun así, no había funcionado. Así que quise saber que había pasado.

Me comento que él había comenzado la visión y que en principio había resultado, pero luego me informó que debido a sus muchas ocupaciones había delegado este enfoque en otro líder de la iglesia mientras él cumplía con sus otras responsabilidades. “Ahí estuvo el problema”, le dije. Tiempo después, les ayude a reiniciar el ministerio con el enfoque de que el pastor es la pieza principal de todo este engranaje. Esta vez los resultados han sido diferentes. Más información